Outsourcing es un término inglés que se puede traducir como ‘subcontratación’, ‘externalización’ o ‘tercerización’. En inglés, la palabra out significa ‘fuera’ y source, ‘fuente’ u ‘origen’, es decir, la expresión se refiere a una fuente externa.

Por lo tanto, al recurrir a alguno de los tipos de outsourcing que existen, una empresa busca un proveedor externo que pueda rendir de forma más eficiente en un determinado área del negocio. Es así como funciona el outsourcing que, gracias a la extrenalización de funciones, permite a la organización obtener más tiempo para centrarse en los aspectos clave de la gestión empresarial.

ID-100259340

Dicho de otro modo, el término outsourcing hace referencia al proceso mediante el que una organización transfiere la propiedad de un proceso de negocio a un proveedor de servicios. Se basa en la descentralización de alguna actividad, que no forme parte del núcleo de funciones clave de una organización, a un tercero especializado. Es muy importante que la actividad que se decida subcontratar no sea el pilar principal del negocio, ya que ello podría causar daños en el futuro empresarial.

Existen diferentes tipos de outsourcing, como por ejemplo:

  • Deslocalización. También conocido como off-shoring, implica la contratación de servicios a terceros radicados en países que ofrecen costos menores a causa de la legislación laboral, entre otros factores.
  • In-house.Es el tipo de outsourcing que se produce en las instalaciones de la organización contratante del servicio.
  • Off-site. El servicio de outsourcing se produce en las instalaciones de la propia empresa que presta el servicio.
  • Co-sourcing. Modalidad en la cual el prestador del servicio de outsourcing ofrece algún tipo de valor añadido a su cliente, como compartir los riesgos.
  • De colaboración. Se aplica a las operaciones que producen artículos o prestan servicios a un tercero.

Una vez vistos los tipos de outsourcing, vamos a detallar las áreas en las que más se utiliza este proceso de tercerización.

 

Áreas de la empresa que pueden pasar a outsourcing

Los ejemplos de empresas que utilizan outsourcing no dejan de aumentar y, con ello, la proliferación de negocios 3Pl e incluso 4PL. Las organizaciones confían en este tipo de compañías altamente especializadas y, al externalizar procesos, pueden centrarse en los aspectos que mejor saben hacer. De esta forma, maximizan el rendimiento minimizando los costos.

El proceso de externalización de servicios no sólo se aplica a los sistemas de producción, sino que abarca la mayoría de las áreas de la empresa. A continuación se muestran los ejemplos de outsourcing más comunes:

  • Outsourcing de los sistemas financieros.
  • Outsourcing de los sistemas contables.
  • Outsourcing las actividades de mercadotecnia.
  • Outsourcing en el área de Recursos Humanos.
  • Outsourcing de los sistemas administrativos.
  • Outsourcing de actividades secundarias (producción, sistema de transporte, actividades del departamento de ventas y distribución o proceso de abastecimiento, entre otros).

A pesar de parecer un sistema efectivo y exento de riesgos, hay que señalar que el outsourcing puede llevar a la quiebra a cualquier empresa si no se pactan los puntos y los acuerdos precisos con las empresas subcontratadas. Entender qué es una empresa de outsourcing implica aceptar que habrá que tener en cuenta algunos riesgos, como los siguientes:

  • Negociación de un contrato poco satisfactorio o inadecuado.
  • Errónea selección del contratista.
  • Cese en la prestación de servicios, fallo o desaparición del contratista.
  • Incremento del nivel de dependencia de entes externos.
  • Inexistente control sobre el personal del contratista.
  • Incremento en el costo de la negociación y monitoreo del contrato.
  • Rechazo del concepto de Outsourcing

Delegando un servicio a un proveedor externo las empresas corren el riesgo de poner su futuro en manos de un posible competidor, como sucedería si la empresa de outsourcing decide posicionarse en el mercado por su cuenta. No obstante, uno de los riesgos más importantes del outsourcing es que el proveedor seleccionado no tenga las capacidades para cumplir con los objetivos y estándares que la empresa requiere.

Como en todos los procesos empresariales, los riesgos existen. En el caso de la extrenalización las ventajas suelen superarlos aunque siempre es necesario hacer un estudio de la organización que permita decidir si el outsourcing puede ser productivo o no para el desarrollo empresarial.

Post relacionados:


EOP - CTA BOFU Blended POST