La movilidad sostenible es una preocupación para las cadenas de suministro actuales. Los responsables de supply chain no se conforman con reducir costes sino que quieren lograr superar sus cotas de eficiencia y hacerlo en base a una estrategia Green.