¿Sabes hacia donde avanzan las tendencias en envases y embalajes? La demanda de los consumidores está detrás de los cambios evidentes en los nuevos envases y embalajes. Hoy día, los clientes están comprometidos con sus valores, toman decisiones bien informadas en base a esos principios e influencian a otros en sus procesos de compra empleando para ello internet y las redes sociales, el boca a boca 3.0.

 

envases y embalajes

Créditos fotográficos: rtguest

Los consumidores actuales sí que leen las etiquetas. Prestan atención a todos los datos a su alcance, e incluso investigan más allá por sus propios medios, apostando por los productos que garantizan una mayor transparencia.

 

TEXT - TOFU - Enfoque customer-driven

 

El dinero no se invierte en marcas que emplean envases y embalajes fabricados a base de materiales no reciclables; las empresas que no aseguran la sostenibilidad de sus procesos no son una opción en un momento en que la demanda es más consciente que nunca de su poder y tiene claro cuáles son sus prioridades.

 

Cómo elegir envases y embalajes

La elección de envases y embalajes no se complica para las compañías que saben ver esta situación como una oportunidad de mejorar. De hecho, el cambio a opciones más verdes está asociado a beneficios a largo plazo como:

  • Valor de la marca.
  • Resiliencia.
  • Adecuación de la oferta a la demanda.
  • Reducción del riesgo.

Los envases y embalajes responsables son ya una práctica estándar en muchos sectores y permiten a las organizaciones incorporar los objetivos de sostenibilidad en la toma de decisiones corporativa.

Sin embargo, el uso de materiales renovables o los procesos más sostenibles no deben afectar a otros aspectos, como los relacionados con la presentación del producto en tienda o el almacenamiento en los centros de distribución. El packaging debe seguir siendo atractivo y útil: proteger a la mercancía, permitir su identificación y facilitar su almacenamiento y transporte.

 

Qué envases y embalajes prefieren los consumidores

En general, podría decirse que la demanda se centra en el potencial de reciclaje de envases y embalajes. No diferencian una propuesta de packaging sostenible estándar. Quizás porque no hay una, sino que existen varias opciones.

Entre las principales tendencias de sostenibilidad se encuentran:

  • Abastecimiento sostenible como la certificación forestal y el uso de biopolímeros.
  • Etiquetado reciclable.
  • Optimización de materiales, con objetivos como la reducción del abastecimiento o la minimización del peso asociado a envases y embalajes.
  • Eliminación de la toxicidad y los productos químicos, no sólo en el paquete, sino en todo lo que respecta al producto.

 

Los consumidores actuales son más conscientes de los alimentos que compran y los productos que aplican en su piel y cabello. Del mismo modo, también tienen en cuenta la salud del planeta y, con la información de su parte, están replanteando y alterando sus hábitos, imponiendo a las empresas la necesidad de evolucionar e innovar para encontrar soluciones que se ajusten a sus valores.

Por su parte, las compañías han de entender que las eficiencias en costes a lo largo de la cadena de suministro de extremo a extremo son un factor clave de motivación para investigar opciones sostenibles que se apliquen, desde los materiales hasta los procesos de fabricación. Una búsqueda en la que sus socios de negocio deberán incluirse. Especialmente en lo que concierne a los proveedores, las prácticas de sostenibilidad deben estar claras.

 

POST - TOFU - Enfoque customer-driven