Tendencias en logística sanitaria

El transporte de productos químicos farmacéuticos, biológicos y sensibles no es algo que desea dejar al azar. No hay margen para el error cuando se trata de envíos que requieren un cuidado especial. La selección de la estrategia logística sanitaria adecuada puede marcar la diferencia entre el éxito y el fracaso.

La logística sanitaria se debe ocupar, como mínimo, de:

  • Coordinar los servicios de transporte terrestre, marítimo y aéreo.
  • Llevar a cabo el corretaje deaduanas, adoptando las soluciones de cumplimientoy de seguridadreglamentarias.
  • Analizar y gestionar los procesos de logística.
  • Aplicar las soluciones tecnológicas más avanzadas.
  • Apostar por una estrategia de presencia global.
  • Asegurar la seguridad y fluidez en las transacciones.
  • Permitir monitorizar el estado de la carga en todo momento.
  • Disponer de un sistema de información integrado.
  • Garantizar que la entrega de la mercancía se produce dentro el plazo fijado y en las condiciones correctas, especialmente cuando se trate de productos sensibles.

logistica sanitaria

Créditos fotográficos: istock idrutu7

Si estás interesado en este tema, también te recomendamos la descarga de forma gratuita de nuestra guía sobre cómo exportar con éxito

PILL CTA - eBook - Radiografía cds global

La externalización de la logística sanitaria

Muchas veces, la opción del outsourcing surge con fuerza en el área de la logística sanitaria. Es mucho lo que está en juego y demasiados factores a tener en cuenta como para poder ejercer un control total con garantías y sin apoyos. La externalización es una muy buena decisión estratégica, pero debe tomarse teniendo plena consciencia de las alternativas y sin dudar lo que se busca.

Al contratar los servicios de consultoría en el área de logística sanitaria uno de los puntos clave es la integración de personas, procesos y tecnología. El negocio está globalizado y la gestión ha de adaptarse a un entorno de este tipo ofreciendo las cotas de rendimiento más elevadas y minimizando el riesgo.

La selección ha de apostar por una propuesta que combine la adecuación con los imperativos de negocio y la satisfacción de las necesidades más típicas del proceso de la cadena de suministro, a ser posible en condiciones de experiencia probada y madurez tecnológica. Además, se deben garantizar aspectos como:

  • La optimización de la red de negocio.
  • El diseño de estrategias de outsourcing.
  • La planificación de logística y transporte aplicados a cada operación y proceso.
  • La reingeniería de procesos de negocio.
  • La implementación de sistemas efectivos de gestión de exportación e importación.
  • La clasificación, evaluación y validación de productos.
  • La evaluación y auditoría de riesgos de seguridad.
  • La máxima actualización normativa.

 

Tendencias en logística sanitaria: ¿hacia dónde se dirige?

Un reciente artículo de The Guardian expone el punto de vista de diferentes representantes de la logística sanitaria y la gestión de la cadena de suministro de varias organizaciones y grupos empresariales con presencia global, hablando de las mejores prácticas en este campo. De sus aportaciones se puede fácilmente identificar las áreas donde las carencias dan lugar a la innovación, y los problemas se reconvierten en oportunidades. Entre las que mayor impacto empiezan a causar se encuentran:

  • Creación de alianzas multisectoriales: esta tendencia busca reunir cualidades únicas que logren impulsar proyectos en marcha. Las colaboraciones pueden darse entre sector público y sector privado o entre grupos de empresas más homogéneos, siendo la única condición que la cooperación tenga lugar en términos de transparencia y fiabilidad. De esta forma se pretende aumentar la calidad de los procesos y apostar por la innovación.
  • Popularizar el uso de la tecnología logística sanitaria: permitiendo que los usuarios de este tipo de servicios puedan también beneficiarse del acceso a los datos en tiempo real. El reto está en conseguir que las aplicaciones sean fáciles de usar, tanto para los consumidores, como para los trabajadores de la salud. Cuando se consiga hacer realidad de manera global esta propuesta, la precisión de la recopilación de datos aumentará a un costo mucho más bajo, beneficiando a todos.
  • Alianzas con entidades financieras para incrementar los niveles de seguridad en los pagos: creando nuevos sistemas de pago de medicamentos que prevengan la corrupción, en especial en zonas conflictivas o de índices de riesgo más elevados. La forma de conseguirlo sería a través de un sistema que permitiese a los usuarios gestionar sus pagos al proveedor una vez que el medicamento se hubiese consumido efectivamente por la persona adecuada y autorizada para recibir la dosis.
  • Mayor control sobre la red de distribución: dado el carácter sensible de la mercancía transportada, el receptor ha de contar con las credenciales que le autoricen para distribuir. Hay que unirse para luchar contra la venta ilegal de medicamentos, un objetivo que puede conseguirse si, desde la estrategia logística sanitaria y en colaboración con los Estados se aúnan los esfuerzos normalizadores.
  • Responsabilidad social y logística sanitaria: mejorar el accesoa los medicamentos esenciales debe ser considerado como una prioridad en el sector y, de hecho, esta meta ya se está trabajandoa nivel comunitario. El modo de enfocar las acciones encaminadas al cumplimiento de este fin es comprometiéndose con la comunidad, sobre todo dándoles el poder necesario para mantener sus sistemas de salud.
  • Adaptación de las nuevas tecnologías a las necesidades en materia de logística sanitaria: al fin y al cabo, se trata de, en último término, proteger el derecho a la vida y, precisamente por eso, incorporar los últimos avances tecnológicos a la gestión de la logística sanitaria debe entenderse como una obligación y no como una opción. En esta línea, algunas de las propuestas que surgen con más fuerza tienen que ver con habilitar código de acceso público para que la ciudadanía, desde sus teléfonos móviles, pueda presentar quejas sobre problemas en el acceso o en la calidad de sus medicamentos, cuando crean conveniente. Otra de las tendencias con más posibilidades es la de aplicar la movilidad a las plataformas de trabajo en red para poder garantizar que los trabajadores de salud de primera línea puedan hacer un seguimiento de calidad e informar sobre todos los medicamentos esenciales básicos que necesitan para mantener el surtido mínimo.

Post relacionados:

CTA - eBook - Radiografía CdS

Publicado en Haz crecer tu Supply Chain Etiquetado con:
CTA - BOFU Normal - LAT - Máster en Supply Chain Management

Suscríbete al blog de Retos en Supply Chain