La venta emocional o social selling es la estrategia que te permitirá entrar en la mente de tus consumidores. No cabe duda de que las redes sociales son una poderosa herramienta de branding y eso hace que también se haya explorado su potencial en áreas distintas al marketing.