Puede ser que hoy en día uno de los retos más importantes a los que se enfrente la logística de una empresa sea la velocidad. A lo largo de todo este tiempo la logística ha ido evolucionando y cambiando, pasando de ser una función ejecutiva concentrada en almacenes y transporte, a una función estratégica que se extiende mucho más allá de las fronteras empresariales, y que engloba a lo que actualmente se conoce como la cadena de suministro logística, que acoge tanto a proveedores como a clientes.

cadena de suministro logistica

Créditos fotográficos: istock nightman1965

Esta evolución en la logística empresarial demanda a las empresas soluciones frente a las nuevas necesidades empresariales. Estas soluciones ya se han llevado a cabo por grandes empresas, las cuales han podido realizar los cambios necesarios de forma rápida y eficaz, y esto ha llevado a una gran diferenciación entre grandes empresas y pymes. Por este motivo, las pequeñas y medianas empresas que quieran seguir formando parte del mercado necesitan realizar cambios en su cadena de suministros de forma rápida.

Es decir hoy en día las empresas deben actualizarse y agilizarse. Esta actualización preliminar supone una nueva visión de la distribución física y la producción:

  • Rediseñar la distribución física, de manera que se adapte para automatizar los pedidos y que sea lo más centralizada posible. La existencia de stocks virtuales, con suministro inmediato desde el principio, excluirá el almacén regulador y permitirá externalizar la actuación en torno a operadores logísticos.
  • Por otro lado, en la producción, externalizar todos los procesos que no establezcan la actividad principal de la empresa. Contar con proveedores para realizar estas tareas y con los que establecer una relación de cooperación.

 

Cómo generar un mayor agility en la cadena de suministro logística

En el momento en que una empresa pretende, de manera aislada, afrontar las anteriores circunstancias, sus posibles soluciones son las siguientes, basadas todas en el agility.

  1. Adaptar la idea de agilidad; esto se logrará intentando fabricar y enviar contra pedido, a pesar del aumento del coste que esto provoque. Además de presionar a los proveedores para que lleven a cabo las entregas a tiempo con un plazo de aprovisionamiento inminente.
  2. Si la configuración del sistema productivo lo permite, es conveniente plantear modelos con una fabricación capaz de reducir costes y realizar la producción contra pedido. La ventaja que se encuentra en estos modelos es que el cálculo de la posible venta agregada de las partes iguales tiene un error menor que si se prevé la venta por tipo.
  3. Si aún así el tiempo que se tarda en hacer frente a la demanda es demasiado largo y no se posee agilidad, se dispone de un stock de choque en origen que cubra el atraso efectivo.

En definitiva, el reto fundamental al que se enfrenta la cadena de suministro logística es admitir que de forma aislada y una empresa sola no puede seguir actualizándose y modernizándose, así pues se hace necesaria la integración con proveedores y con los clientes para llegar a crear una cadena de valor que posibilite responder de forma ágil a las necesidades y exigencias del mercado.

POST  - TOFU - Técnicas de motivación y gestión de equipos [Duplicate]