Transporte de mercancías peligrosas: mejores prácticas

Durante el transporte de mercancías peligrosas, el envío necesita más atención al detalle que en el transporte de mercancías regulares. Los cambios en los procedimientos y las obligaciones relativas a la documentación han complicado aún más el proceso de envío de estos productos.

¿Por qué es importante prestar atención al transporte de mercancías peligrosas?

Nada interrumpe más una cadena de suministro que los envíos rechazados, especialmente si el negocio necesita una carga de artículos para ser entregados con urgencia. El transporte de mercancías peligrosas está sujeto a estrictos requisitos, principalmente de dos tipos:

  1. Aduaneros
  2. Reglamentarios

De hecho, incluso un pequeño error tipográfico en la documentación puede conducir al rechazo de la carga por parte de las autoridades de transporte.

¿Cuáles son las mejores prácticas para el transporte de mercancías peligrosas?

Algunos consejos a tener en cuenta durante el proceso de transporte de mercancías peligrosas tienen que ver con:

TEXT - TOFU -  Transporte intermodal

  • Antes de mover la mercancía: hay que asegurarse de que los envases y embalajes son los correctos. El personal que trabaja en el puerto inspecciona todos los bienes peligrosos en busca de roturas, fugas y posibles violaciones de la integridad del contenedor o paquete. Esta es la razón por la que se necesita verificar los embalajes antes de que salga el transporte de mercancías peligrosas. Si se produjera algún daño durante el tránsito, sería preciso informar al responsable.
  • Durante el transporte de mercancías peligrosas: conviene asegurarse de que el marcaje es el adecuado. Todos y cada uno de los transportes de carga peligrosos requieren varias marcas que incluyen los números de la ONU, que son códigos de cuatro dígitos que indican el tipo de mercancías peligrosas que se transportan. También debe contener nombres y direcciones de los remitentes y consignatarios junto con el nombre del envío. Verificar que no haya ningún error tipográfico o de hecho puede ahorrar mucho tiempo y sorpresas desagradables. También es fundamental cumplimentar debidamente la declaración de mercancías peligrosas. Incluso si un solo campo contiene un error o no se completa correctamente, es muy probable que el envío sea rechazado en el acto. Atender a las Regulaciones de la IATA e incluir todas las adiciones requeridas, como las Hojas de datos de seguridad de materiales es un requisito a observar. Por último, una de las mejores prácticas que más contribuyen a agilizar las operaciones es acordarse de colocar las etiquetas mirando hacia arriba. Asegurarse de haber colocado la etiqueta en los lados exteriores de los contenedores o paquetes durante el proceso de carga de mercancías peligrosas permite que el personal que las manipula pueda tener buena visibilidad y ser conscientes del nivel de peligro o de instrucciones de manipulación.

Comprender las normas de la aerolínea y las restricciones comerciales aplicables es el punto final a tener en cuenta para un transporte de mercancías peligrosas que salga como es esperado.

Quienes envían este tipo de productos deberían trabajar en estrecha colaboración con el agente de carga para tener una idea sobre las restricciones que a las que pueden tener que enfrentarse cuando tratan con un proveedor de transporte específico o país durante el proceso de carga esta clase de bienes.

Observar estas mejores prácticas ayuda a cumplir con las regulaciones y lograr envíos confiables y rápidos, en condiciones de seguridad adecuadas.

POST - TOFU - Transporte intermodal

Créditos fotográficos: EyeMark y J2R


Entradas relacionadas

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.

Deja un comentario